diy

Hyldeblomstsaft para refrescarse en verano

julio 11, 2017

A pesar de que en Dinamarca el verano no es tan caluroso como en otras partes del mundo, lo cierto es que los daneses tienen sus secretillos para refrescarse en los pocos días en los que "hace calor" (entiéndase temperaturas de 25ºC). La existencia de aires acondicionados brillan por su ausencia en el país nórdico. En su defecto, hacen acopio de helados, baños en el mar o bebidas refrescantes como la que os presento aquí.

El "Hyldeblomstsaft" o zumo de saúco es una bebida que se puede comprar ya preparada en cualquier supermercado danés. Tan sólo hay que añadirle agua y listo. Pero si por el contrario, eres de los que te gusta hacer las cosas tú mismo, te diré que en verano, el saúco abunda en la mayoría de bosques y parques daneses. No sé si donde tu vives tienes la posibilidad de encontrarlo. 
La receta que aquí te presento es muy fácil de preparar y no te llevará mucho tiempo. La encontré en un blog danés (Valdemarsro.dk) de recetas pero para mi caso, lo único que hice fue modificar algunas de las cantidades. ¿Preparados?
Ingredientes
  1. 15 ramilletes de flores de saúco (como en la foto)
  2. Un limón y medio 
  3. Zumo de limón (aproximadamente 9 cucharadas)
  4. 350gr de azúcar
  5. 750ml de agua
Preparación
Lo primero debes cortar los ramilletes de saúco de las ramas principales. Que sólo queden las flores en los tallos. No hace falta que laves las flores ni las separes. Tan sólo sacúdelas un poco para quitar algunos de los insectos que puede que hayan. Una vez hecho, déjalos en el cuenco o cacerola donde vas a dejar macerar el zumo.
Después corta el limón y medio en rodajas y lo mezclas con las flores de saúco y el zumo de limón previamente exprimido.
Aparte, cuece el agua y pon el azúcar para que se vaya disolviendo. Una vez listo, echa el agua en la cacerola con las flores de saúco y el limón.
Por último, tapa bien el zumo y déjalo en la nevera durante tres días.
Pasados los tres días, deberás colarlo dos veces. La primera vez usa un colador grande para retirar las flores y los limones. No te preocupes si el aspecto que tiene es como el de la foto. 
La segunda vez que lo cueles, utiliza un filtro de la cafetera y un embudo o en su defecto un trapo de tela para retirar las impurezas y los pequeños insectos que haya y que no pudiste quitar cuando sacudiste las flores.
Una vez que lo hayas colado, tendrás un zumo concentrado, de un color beige o amarillo que debes servir con agua fresquita. Si lo quieres más dulzón, echarás poco agua a la mezcla de hyldeblomstsaft. Eso ya es a gusto de cada uno.
¿Qué te ha parecido? ¿Te animas a probarlo? Como ves, es muy fácil. Ya me dirás qué te parece.

Te encantará:

2 comentarios

  1. Me encanta este tipo de bebidas, lastima que no tenga la materia para hacerla. Saludos!

    ResponderEliminar
  2. 😣 No tienes sauco donde vives? No te preocupes que buscaré otra receta con cosas que puedas encontrar en cualquier supermercado😙

    ResponderEliminar