cultura

Trabajar en Dinamarca: Parte I

septiembre 23, 2015

Cuando me mudé a Dinamarca hace ya unos añitos, me puse como loca a buscar trabajo. Aunque contaba con el apoyo de mi marido y unos ahorrillos, necesitaba tener un trabajo para no pasarme las horas en casa o en las clases de danés. Como cualquiera que haya experimentado trabajar en el extrajero, al principio envías solicitudes a lo que sea, el caso es meter la cabeza. Pero cuando finalmente me contrataron en la empresa donde estoy, tuve la oportunidad de conocer un poquito mejor el ambiete laboral en las empresas danesas.
Como en todas las empresas existen diferentes puestos y cargos, en el que cada cual desempeña sus responsabilidades. Pero en Dinamarca, por norma general, la jerarquia de puestos no es tan marcada como en España. A continuación, os presento algunas situaciones curiosas:

  • ¿Qué tal el fin de semana?: Cuando yo empecé a trabajar en mi empresa, me sorprendió que en varias ocasiones, el jefe de nuestro departamento o el director de la empresa preguntaran a los que estábamos en la cocina preparando un café por la mañana temprano cómo nos había ido el fin de semana. No me esparaba que alguien de dirección mostrara interés por los empleados y que no fuera relacionado con trabajo. Por el contrario, cuando trabajaba en España, que el director se acercara al departamento y dijera "buenos dias" era un milagro.
  • Viernes de Cerveza: o "Fredagsbar" en danés. En muchas empresas, cuando llega el vienes y son las tres de la tarde, aunque falten dos horas para acabar la jornada, los empleados empiezan a disfrutar del fin de semana tomándose unas cervezas en la oficina. La primera vez que yo experimenté esto, se me quedo una cara de sorpresa porque no me parecía normal. ¿Cómo reaccionarías tú, si un compañero se acerca a tu mesa, te deja una cerveza fresquita y regresa a su escritorio para seguir trabajando y bebiendo a la vez?. Y todo esto a cargo de la empresa...

¿Qué haces aún en la oficina cuando ya se termino la jornada? 


  • Horas extras. ¿Y eso qué es?: Para los daneses, la familia es muy importante y ocupa un puesto de prioridad en la sociedad. Si hay que hacer horas extras por un caso de emergencia se hacen, pero no es la primera vez que mi jefa ha venido a mi mesa y me ha dicho eso de "¿Qué haces aún en la oficina? Vete a casa y lo que no este hecho hoy, lo acabas mañana".  
  • El club del empleado: Aunque los daneses pueden parecernos un poco introvertidos comparados con los españoles, como a todos, les gusta relacionarse de vez en cuando con los compañeros de la oficina. En mi empresa existe un grupo o club que una vez al mes se encarga de realizar cenas u organizar eventos como "campeonatos de Sing Star", partidas en la bolera para que tengamos la ocasión de pasar tiempo juntos y conocernos mejor fuera de las horas de trabajo. Y aquí se apunta todo el mundo, desde el jefe hasta la recepcionista de la empresa.

Te encantará:

1 comentarios

  1. cada vez me gusta más ese país, igual suecia, noruega aunque x allí van pasando temas con refugiados a los que se les ha ayudado y van haciendo cosas malas, sin generalizar. no critico a españa pues x aquí he tenido una vida mejor, pero si que llevan una mentalidad antigua y al parecer sin intenciones de mejora, para con los trabajadores. ojalá copiaran del humanismo necesario y otras en las compañias si negocios en otros países como denmark. gracias por tus letras y enstusiasmo. y que sigas a bien.

    ResponderEliminar